Raquel Ramírez: “Nos cuesta consumir fruta y verdura por pereza y falta de tiempo”

Un estudio de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), realizado en mayo del 2014 en países como España, Australia, Francia y México, afirma que en nuestro país (España) ha aumentado el índice de obesidad y que “uno de cada 6 adultos es obeso, y más de 1 de cada 2 tiene sobrepeso”, esto en relación a los adultos, pero en los niños pasa exactamente igual, las cifras de sobrepeso han aumentado, “el 26% de los varones y el 24% de las niñas tiene sobrepeso”. (Datos extraídos de http://www.elmundo.es/salud/2014/05/28/5385f43ce2704e181f8b4576.html)

Afortunadamente estos datos se pueden modificar gracias al deporte y a la posibilidad de llevar una alimentación sana, siempre que esté controlada por un nutricionista. Hoy para hablar sobre nutrición, dietas, alimentación equilibrada…etc entrevistamos a Raquel Ramírez Moya, nutricionista, especializada en Seguridad Alimentaria.

J.M.- ¿Siempre tuviste claro que querías dedicarte a la nutrición y la dietética?

Raquel Ramírez

Imagen: Raquel Ramírez Moya

R.- Claro no lo tienes desde pequeña porque ni siquiera sabes que existe una rama tan especifica en este ámbito. Cuando estás en el instituto te planteas carreras como enfermería, fisioterapia, biología…A medida que vas creciendo, más que elegir, vas haciendo una criba de lo que más te gusta. Tenía claro que me gustaba la rama de la ciencia y naturaleza. Después llegó el estresante curso de segundo de bachillerato donde tienes la presión de elegir qué vas a ser de mayor, perdona…tengo 17 años y no lo sé, no tenía claro lo que quería ser sólo sabía que me gustaba la rama sanitaria. Nos llegaba al instituto información sobre las carreras universitarias que existían y de los diferentes módulos que se ofertaban en nuestra ciudad, y alrededores, y allí es donde me enteré de que existía la carrera universitaria en Nutrición Humana y Dietética. Una vez que lo tuve claro, la estudié y cuando la finalicé, seguí formándome en Ciencia y Tecnología de los alimentos para después, unos años más tarde, cursar un máster de seguridad alimentaria.

J.M.- ¿En qué consiste eso de la Seguridad Alimentaria?

R.- La definición de seguridad alimentaria es un poco diferente dependiendo de quién o qué organismo la defina, pero en general lo que se intenta con una seguridad alimentaria en un país es que todas las personas tengan acceso a unos alimentos suficientes y que, además, estos sean seguros y que contengan los nutrientes necesarios para una buena salud. Cada país está luchando para que esto se lleve a cabo. En países desarrollados tienen la suerte de luchar por ejemplo en estudiar y legislar diferentes métodos de calidad a la hora de procesar, de recibir o vender un producto, como sucede en España, pero por desgracia, hay otros países que no tienen esta opción, debido a que ni siquiera tienen acceso a unos alimentos básicos.

J.M.- Estuviste un tiempo viviendo en Bruselas (Bélgica), ¿Hay mucha diferencia entre la alimentación de los belgas y la de los españoles?

R.- Sí y mucha (risas). Diferencia en la alimentación y sobre todo en los horarios. Sus horarios alimentarios son:

07:00 desayuno
12:00 comida
15:30 merienda
19:00 cena

El plato principal para ellos es la cena, allí es cuando hacen una comida fuerte, porque se supone que es el momento donde toda la familia ha terminado su jornada y el de comer todos juntos. La jornada laboral en Bruselas es intensiva (como en casi todos los países) esto hace que se tenga poco tiempo para comer, así que su menú típico constaba de una sopa, un bocata y normalmente lo acompañaban de patatas fritas (des frites belges, ellos están súper orgullosos de cómo las hacen y dicen que son las mejores del mundo, yo prefiero sus chocolates)

J.M.- ¿Crees que en España damos suficiente importancia a la alimentación sana?

R.- Yo diría que los españoles le damos una importancia a la alimentación dependiendo en el momento de vida en el que estemos. Hay etapas en las que nos cuidamos más y seguimos una alimentación sana y otras en la que apenas o simplemente nada. Esto se podría extrapolar, pero no es el caso. Hay países, como Estados Unidos, en los que es impresionante ver la cantidad de gente con obesidad que, en la mayoría de los casos, es consciente de los riesgos que contrae pero no pone solución. También está claro que cada vez los españoles comemos peor por la falta de tiempo y acudimos a comprar en los supermercados comidas preparadas o a los fenómenos de globalización como es el de las franquicias de comida rápida. Este tipo de comidas llevan más cantidad de grasa en general. El cambio de la sociedad es la que a veces nos obliga a que cambiemos nuestros hábitos alimentarios.

J.M.- ¿Qué alimentos crees que los españoles consumimos menos y deberíamos incluirlos en nuestra alimentación?

R.- Sin duda la fruta y verdura. A cada uno nos cuesta consumirlas por diferentes motivos, pero la mayoría es por pereza o falta de tiempo. Se tiene pereza de prepararlas, pelarlas y cocinarlas en el caso de las verduras. En el caso de la fruta, más de lo mismo, además de que la gente suele comprar el mismo tipo de fruta, lo que hace que se aburra. Se deben aprovechar las diferentes frutas estacionales que existen y ser conscientes de la inmensa cantidad de vitaminas y minerales que nos aportan. Además, su consumo está relacionado con la prevención de muchas enfermedades, en especial, en una menor incidencia del cáncer.

J.M.- Hace unas semanas tuve la suerte de asistir a una conferencia tuya y desmontaste un poco el mito o la creencia de que las espinacas aportan mucho hierro, ¿Por qué es un mito falso?

R.- Para empezar debemos tener en cuenta que existe diferencia entre la cantidad de hierro que lleva un alimento y la cantidad que se absorbe en nuestro organismo. También hay que saber que la cantidad de hierro que se absorbe procedente de un alimento de origen animal es mayor que la cantidad de hierro de uno de origen vegetal. Hay muchos más alimentos ricos en hierro y lo desconocemos como son: las almejas, los berberechos, el hígado, la morcilla…Por ejemplo: las espinacas tienen alrededor de 4mg/100g de producto mientras que las almejas tienen 24mg/100g de producto. A modo resumen sobre la historia que os conté en la conferencia es que debido a un error en la transcripción de un libro a otro, los contenidos de hierro en espinacas los escribieron mal y sus cantidades se multiplicaron por 4. Los creadores de Popeye se basaron en estos contenidos de hierro erróneos para el desarrollo de los dibujos y a nosotros, los consumidores, nos llega ese concepto erróneo. El tema de las espinacas y de Popeye es que tenemos que informarnos de lo que estamos consumiendo y no ingerir alimentos, suplementos…etc porque estén de moda o porque los esté tomando mi vecino y a él le vaya bien. Como digo yo “cada persona es un mundo” y cada dieta tiene que ser elaborada a modo personal.

J.M.- Como nutricionista, ¿Qué opinas de la fast food o comida rápida?

R.- Como nutricionista opino que hay que comer de todo, en las cantidades y recomendaciones adecuadas, por supuesto. Si observáis una pirámide nutricional veréis como en la parte de arriba, en el pico, en la zona más pequeñita aparecen alimentos como bollería, dulces, embutidos…Esto hace referencia a que se deben consumir de forma excepcional siempre y cuando estemos dentro del peso adecuado y no tengamos ninguna alteración relacionada con este tipo de alimentos. El problema de hoy en día es que este tipo de alimentos se está consumiendo de manera más habitual, esto junto a la falta de ejercicio se está convirtiendo en un gran problema severo.

J.M.- Ahora se han puesto de moda nuevos métodos que garantizan una pérdida de peso rápida mediante el consumo de batidos que se deben sustituir por una, o dos, de las comidas que se recomienda hacer al día. ¿Cuál es tu posición frente a la sustitución de una comida por un batido que parece ser que contiene todas las vitaminas necesarias de una comida?

R.- Para empezar a mí me gusta comer de toda la variedad de alimentos y sé que se pueden hacer dietas para perder peso comiendo de todo. Yo considero que lo de hacer dieta con batidos es muy poco apetecible pero hay gustos para todo. Estos batidos son ricos en proteínas y por mucho enriquecimiento que lleven nunca podrán igualar los nutrientes que llevan los alimentos. Hay que tener cuidado porque podemos llegar a una situación de no equilibrio y encontrarnos con una dieta muy rica en proteínas lo que daría lugar a un intenso esfuerzo en las funciones del riñón. Hay estudios que demuestran que una mayor saciedad está relacionada con el hecho físico de masticar. Además, para mí es algo antisocial en el sentido de estar por ejemplo con tu familia comiendo y una de las personas tome un batido. Yo he visto esta situación con amigos y acabas aislándote y prefiriendo no salir a comer o cenar con tus amigos.

J.M.- Muchas personas adultas se quejan, a veces, de que a medida que los años pasan les es más difícil bajar su peso, ¿Por qué ocurre esto?

R.- Esto es una realidad de la que tenemos que ser conscientes. Esto se debe a los cambios hormonales y fisiológicos que se sufren con el transcurso de los años. Cuando llegamos a un estado de adultez, el metabolismo se va ralentizando, es decir, quemamos nuestra energía de forma más lenta. Por ello es normal que conforme pase el tiempo se deba reducir las ingestas y prestar especial atención a los alimentos ricos en calorías.
Pero como siempre hay un remedio para todo, encontramos como una de las mejores medicinas el deporte. Con el deporte hacemos que nuestro metabolismo vaya más rápido y queme más energía. Es por eso que tenemos que hacer hincapié en no ser sedentarios y adaptar un tipo de deporte a cada uno dependiendo de en qué estancia o estado de la vida nos encontremos.

J.M.- ¿La dieta mediterránea se podría incluir como dieta sana y equilibrada?

R.- Sí, sin duda. La dieta mediterránea es sana y equilibrada, porque aporta todos los nutrientes necesarios para una nutrición adecuada como abundantes alimentos de origen vegetal, frutas, verduras, pan, pasta, cereales, legumbres, patatas, aceite de oliva, lácteos, pescado, frutos secos, miel y aceitunas con moderación, carnes rojas de forma esporádica, vino con moderación y hierbas aromáticas para aliñar los platos y evitar los excesos de sal. Cuando vives fuera de tu país, como yo que he estado fuera dos años y medio, es cuando realmente eres consciente de la alimentación española y cuando echas de menos la variedad de alimentos de que disponemos en nuestro país. Tenemos la suerte de vivir en una de las zonas más ricas en cultivos, la famosa “huerta murciana”, y de disponer de esos alimentos frescos de nuestra huerta. Muchas de las variedades de fruta y verduras que consumía cuando estaba fuera eran de España y algunas de Murcia, me daba alegría encontrarme con productos de mi tierra, pero eso sí, me costaban el doble de lo que pueden costar en España.

J.M.- Por último, ¿Qué consejo darías a aquellas personas que se han propuesto tras las navidades hacer una dieta y que en el mes que estamos (febrero) ya se han aburrido de ella?

R.- Dos de las palabras que más les repito a mis pacientes son ÁNIMO y PACIENCIA.
No hay alimentos mágicos que adelgazan, todos los alimentos tienen calorías, todos. El objetivo es el seguir las pautas que el nutricionista te dé y llevarlas a cabo. 1/2kg perdido en una semana está genial, siempre hay que tener paciencia y saber que el peso es aconsejable perderlo poco a poco. Un hecho es que los alimentos ricos en grasas son los más sabrosos, por ello, para no aburrirnos hay que “innovar”, hacer mezclas de alimentos, elaborar platos atractivos que tengan, además de un buen sabor, una buena vista. Esto hará que las dietas nos sean apetecibles, además de bajas en calorías. Si las personas a dieta se encuentran en una fase donde siguiendo las pautas del nutricionista no pierden peso, han de aumentar el ejercicio, así activarán su metabolismo lo que hará que vaya más rápido y que consuma esas calorías que se quieren perder.

Muchísimas gracias, Raquel

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s